lunes, 5 de noviembre de 2018

Agony

Hablar de Agony es hablar de polémica. Aunque vamos a tratar de hablar del juego en sí mismo es inevitable poner en contexto lo que ha ido sucediendo a lo largo de los años con el título de Madmind Studio. Un título que ha llenado portales de noticias y que ha acabado por marear a un consumidor que se ha sentido como mínimo estafado.



Agony lanzó una campaña de Kickstarter en noviembre de 2016 y para diciembre ya había superado la financiación pedida. Un juego adulto, aunque solo fuera por su propuesta extremadamente explícita de sangre, demonios y sexo, porque luego el juego de adulto tiene lo que yo os diga. Miembros viriles paseando por la pantalla, súcubos fornicando y unos escenarios plagados de carne y sangre que recrean un infierno dantesco por donde el protagonista habría de pasar.

Con un par de meses de retraso acabó saliendo Agony en mayo de 2018, pero con una versión más light que la original. El objetivo era bajar la calificación desde "Adults only" hasta "Mature", destruyendo un poco la idea creativa inicial por la que la gente había pagado en Kickstarter. No hay que volverse loco con esto, los cambios afectaban a momentos muy concretos del juego con cosas tan gilipollescas como tener que cambiar las físicas de un culo para que no se moviera tanto. Madmind Studio sacó un vídeo con cómo eran originalmente esas secuencias, pero repito, cuando has pagado por cierto producto te mereces lo prometido y no un intento de descafeinarlo para asegurarse mercado.


Pero es que la broma siguió.

Porque ya os anuncio que Agony es una basura de videojuego, y claro, la gente está ya de por sí crispada. ¿Qué ocurrió? Que ante la lluvia extrema de reembolsos gracias a Steam decidieron anunciar un "Agony Unrated", un DLC con el Agony original que saldría a un descuento del 99% para los poseedores de Agony. También se mencionó la posibilidad de que este DLC fuera gratuito, que digo yo, qué menos. Me cobráis un céntimo por algo que ya pagué y es que rompo cráneos. Sin embargo, esto no llegó a buen puerto y Agony Unrated fue también cancelado, dejando Agony en una caída a un pozo sin fondo y ocupando un puesto privilegiado en el podio de cómo no hacer las cosas.

Contada esta triste historia, que tiene ciertas similitudes con aquél Hatred, vamos a intentar hablar de Agony como videojuego. Fijaos cómo será la cosa de mala que estoy convencido de que Madmind Studio prefiere que se hable de lo horrible que ha sido el lanzamiento del juego que de Agony en sí mismo.


Vendido como un survival horror, Agony no es más que un escondite más como ya lo fuera Amnesia y tantos otros. Un juego oscurísimo, incomodísimo de jugar pero de manera mal entendida. Me viene a la mente Silent Hill, el primero que a día de hoy se hace duro de jugar, y me viene a la mente esa incomodidad buscada que tan bien funcionaba. El horror basado en que nunca te sientas tranquilo. Agony en cambio es una sucesión de imágenes oscuras que harán que pauses el juego y vayas al menú a subirle el brillo.

Algunos aplauden su ambientación. Ese infierno de carne y sangre que recuerda también al Doom de toda la vida. Pues no, porque digamos que el primer minuto te encanta, pero cuando ves que todo el rato es igual, por mucho que te gustara, te acaba aburriendo. Imaginad que entráis en un parque gigante y en la entrada hay un estanque con patos, cisnes y animales preciosos. Imaginad que seguís avanzando y encontráis otro estanque exactamente igual. Imaginad estar viendo estanques dentro de un parque durante horas.

Agony se hace injugable por su incomodidad y por un sistema de juego estúpido. Un juego que desea que te pierdas en rincones oscuros y que te planta laberintos injustificados que has de recorrer con un personaje que anda tan mal que es motivo suficiente como para abandonarlo. Siendo Agony en esencia un walking simulator "abierto" el hecho de que ande tan mal no es ninguna broma. Pronto empezarás a darte cuenta de que bajo esa capa de pretenciosidad gore infantil se encuentra un juego directamente mal hecho.


Soy público objetivo de Agony a niveles que no podéis imaginar. La decepción no ha sido pequeña. Alejaos de él como si no hubiera mañana.


4 comentarios :

  1. Recuerdo tu comentario en Twitter tras probarlo... me esperé a catarlo (aunque tengo muy en cuenta tu valoración) y coincido 100% contigo. La incomodidad al jugar no es un plus buscado, es un incordio que no satisface a los masoquistas del terror.
    Lo de la calificación por edades, no lo puedo entender, ¿no puedes censurar el juego solo en aquellos países mojigatos que no te permitirían venderlo? De todas formas, los videojuegos todavía tienen que salvar muchos filtros que el cine por ejemplo, ya ha superado. A ver si dejan de tacharlo como producto para niños y se dan cuenta de que los adultos somos los principales consumidores.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues sí, la industria tiene que madurar. Bueno, no la industria en sí misma, ya me entiendes.

      Pues el masoca creo que soy yo, que si no me equivoco Agony Unrated está por ahí ya lanzado (o a punto) e igual vuelvo a este infierno xDD

      Eliminar
  2. Me llamó mucho la atención en su anuncio pero luego con el aluvión de críticas me echó un poco atrás. Suerte que lo hice x'D

    PD: Algún año le daré una oportunidad, me conozco jajaja

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No lo hagas!!!! For the greater good...

      A todos nos llamó la atención, es que pintaba tan bien... y yo que soy tan facilón para estas cosas ni te cuento.

      Eliminar