SLIDER

DIARIO DE UN GORDOCHEETOS #33 - ¡FELIZ AÑO!


Año nuevo, vida nueva. No sé, un dicho que se me ha ocurrido a mí.






¿Qué tal las nocheviejas y nochebuenas? ¿Mucha ropa manchada por gambas? ¿Mucha sobra de esa que miráis con pereza pero que cualquier otro día del año os comeríais hasta del suelo? Por mi parte, y en lo que respecta a videojuegos, acabé el año con mi máxima de siempre, la de no empezar ningún juego hasta que no empiece el nuevo año -en nochevieja ya estoy dándole-. Una parte de culpa de esto la tienen los Premios Raúl Minero, donde otorgamos premios a lo mejor del año que toca. Os invito a que veáis los premiados si todavía no lo habéis hecho. En cualquier caso, por ese motivo y otros más, mi ultima quincena de diciembre se ha caracterizado por jugar al Forza Horizon 5 -juego infinito-, al multijugador del Halo Infinite -sobre todo después de que un error corrompiera mi partida guardada en la campaña-, a otros juegos que veréis a continuación y a rejugar algunos juegos cortos a los que quiero regresar pero nunca tengo tiempo para ello. Fue el caso de un Rise & Shine, que lo valoré de más en su análisis porque a día de hoy me parece un juego malo, y el The Walking Dead: Michonne de Telltale, que con su formato episódico y de miniserie era un candidato ideal. Éste sí que mantiene las impresiones de entonces.


En cualquier caso... ¡Feliz 2022! ¿Cómo se os presenta el año? A mí bastante bien, porque me gusta pensar que peor que 2021 es difícil que sea. Si los bombones de estas navidades os han traído hasta aquí con vida, sabed que por aquí estaremos dando guerra en este deporte de riesgo que es hoy en día escribir en un blog. Gracias como siempre a los que me leéis, cada vez tiene más valor.




Uno de los juegos que he rejugado, y al que quiero dedicarle un espacio propio, es Albacete Warrior, de Fas3 Estudios. La razón de dedicarle este segmento es el lanzamiento definitivo del juego en la 1.0. Recordemos que el análisis que le hicimos en su día correspondía a la 0.3.1 del acceso anticipado, que presentaba algunos problemas que se han subsanado. Me alegra ver que el estudio tuvo en cuenta el feedback y en su versión final presenta mejoras sustanciales y detalles visuales que le dan un mejor tono. No hace falta volver a hacer el análisis, porque la esencia de lo que escribí se mantiene en esta versión final. Además, mientras escribo estas líneas el juego sigue actualizándose corrigiendo fallos -algunos graves-. La sensación que me dio, honestamente, es la de que los 15€ que se pide en su versión final son un poco elevados de más si tenemos en cuenta que el juego seguía teniendo problemas más típicos de un acceso anticipado, pero eso no quita para que lo siga recomendando, especialmente para los que tenemos una conexión directa o indirecta con Albacete. De nuevo, os insto a echar un vistazo al análisis que le hice, porque sigue vigente.




No todo van a ser jueguicos en navidades. Soy un hombre que en su tiempo libre a veces suelta el mando para hacer cosas como ver documentales. Bueno, sí, son documentales sobre la historia de Xbox en su recién 20º cumpleaños, pero el mando lo he soltado al menos, ¿no?


Así pues, quiero recomendaros encarecidamente los documentales gratuitos y subidos a YouTube de Power On: The Story of Xbox lanzados desde el propio canal de Xbox en 4K y multitud de subtítulos disponibles. Son seis episodios de unos cuarenta minutos que sirven tanto para fanáticos de la marca como para aquellos que no han tocado un videojuego en su vida, ya que están realizados de una forma tan profesional y tan dinámica que cualquiera puede engancharse a lo que es un culebrón tragicómico. Eso sí, me sorprende un poco la falta de contexto cultural mundial cuando el documental deja como tirano a Bill Gates, en una serie de comportamientos que en Estados Unidos se ensalzan y aplauden mientras que en otras culturas no dejan de verse de una manera negativa. También me sorprendió la inesperada villanización de Sony en los compases iniciales del documental, aunque se nota que es para darle un énfasis dramático a la producción. En cualquier caso, una oportunidad de revivir los episodios más sonados de la historia de Xbox -no sólo incluyendo partes negativas, sino profundizando en ellas- de las propias voces de los protagonistas bajo una producción sobresaliente.




Bueno, sí que todo van a ser jueguicos en navidades. En realidad, navidades, verano, primavera, o en el último día de la civilización humana, porque ese día también me podréis encontrar jugando al Rocket League. Pero tranquilos, que hay novedad, porque estoy dándole esta vez al Rocket League: SideSwipe, un juego de móvil que ya de por sí es una novedad en mí. Mi adicción es tal que he dejado incluso el Rocket League original de PC -también he jugado, tranquilos, no estoy tan grave-.


No voy a marcarme aquí un análisis de SideSwipe, ni voy a profundizar mucho en él, porque tampoco estoy en posición de lanzar una opinión estructurada de un juego de móvil cuando no juego a ningún otro. Sólo diré que me parece una adaptación increíble del sistema clásico del Rocket League, y que este tipo de juegos son lo que necesitamos como ejemplo para saber cómo dar el salto entre plataformas teniendo en cuenta el hardware para el que están siendo desarrollados. Tremendamente divertido, tremendamente bien pensado, y... tremendamente tóxico, por supuesto, porque puede que las plataformas cambien, pero los humanos no lo hacemos.




4 comentarios :

  1. Gracias a ti por mantener el noble arte de la palabra escrita en un mundo ya marcadamente audiovisual en el que los que disfrutamos de la lectura quedamos como boomers.
    Ya va tocando un aqjqqj 2022 Edition, no?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A ver si en un par de meses máximo abrimos edición!

      Eliminar
  2. Un corto pero intenso repaso, en cuanto pueda me paso a darle una lectura a los premios de este año recién terminado, que lo merecen.

    Como siempre, gran trabajo y un saludo :D

    ResponderEliminar