SLIDER

viernes, 25 de junio de 2021

ALBACETE WARRIOR - EL ANÁLISIS DE UN ALBACETEÑO


Para Albacete Warrior se necesita.

Se necesita, se necesita,

un buen mando y una sonrisa.

Se necesita, se necesita,

un buen mando y una sonrisa.


Albacete Warrior, Chinchilla en cuesta

Chinchilla en cuesta, Chinchilla en cuesta,

la gente de FAS3 Estudios a la traspuesta.

Chinchilla en cuesta, Chinchilla en cuesta,

la gente de FAS3 Estudios a la traspuesta.


Desde el early access, se ve la beta.

Se ve la beta, se ve la beta,

Alpha y luego beta, y ya completa.

Y desde Steam, y desde Steam,

se ve Albacete Warrior que es un lucero.


¿Queso frito? ¿Atascaburras? ¿Ajo mataero? Si has necesitado consultar si las anteriores palabras pertenecen al castellano, estás en el barco equivocado. Albacete Warrior es un juego real, y voy más allá, es un juego profesional. Detrás de algo que suena a meme, y que no nos engañemos, abraza en todo momento, se esconde un juego que apareció en nuestras vidas en Steam un 28 de mayo de 2021 en un estado muy primario de desarrollo pero que ya se puede disfrutar en gracias a su lanzamiento en early access, que como sabréis algunos, nos permite disfrutar del juego, normalmente a precio reducido, mientras que éste se va actualizando añadiendo el contenido que le queda para llegar a la versión final.


Patatas, bacalao, huevo, nueces, ajo, sal y aceite de oliva.


Gracias a la preciosa gente de FAS3 Estudios, a la cual soborné con varias cajas de Miguelitos de La Roda, recibimos claves de prensa para analizar y disfrutar del juego en Steam. Jugamos y terminamos el juego en directo en Twitch, y teniendo en cuenta lo especial que es el juego, he decidido rescatar dicho directo y subirlo también a YouTube para que nunca se pierda. Así pues, aquí podéis disfrutar del directo íntegro, que también sirve como análisis en caliente del título.


Tened siempre en la cabeza dos cosas para todo este análisis. Primero, la más importante, que este análisis corresponde a una versión muy primeriza del juego -lo hemos jugado en la versión 0.3.1 que ni siquiera incluye todos los niveles-. Segundo, que estáis leyendo a alguien nacido, crecido y viviente en Albacete, por lo que hay un fuerte componente de nicho que a mí, y a cualquier albaceteño, le dará un plus sin igual y, aquí viene el girito, le funcionará como arma de doble filo. Ahora después iremos con esto.


Coced las patatas y el bacalao. Se machaca el ajo, se le echa sal y se echa en el mortero. Se añade al mortero la patata cocida y se hace puré machacándola. Si se quiere más intenso se le puede echar agua de cocción del bacalao al puré.


Contestemos a la primera gran pregunta: ¿puedo disfrutar de Albacete Warrior sin ser de Albacete? Sí, no cabe duda de ello. ¿Perderé gran parte de las referencias a lo largo de la aventura? Sí, no cabe duda de ello. Y no, no te vale con conocerte los capítulos de La Hora Chanante, porque lo que se hace con Albacete Warrior va mucho más allá de abrazar los posibles topicazos, y pide que hayas vivido en la "sociología albacetense" de los últimos años. Como digo, ningún problema para disfrutar del juego si ni siquiera conoces que existe una ciudad llamada Albacete, y ni siquiera quedarás fuera del humor que acompaña al título en todo momento, es simplemente que el de Albacete tendrá un plus muy fuerte. No es un "pero" para el que viene sin contexto, es un "además" para el que es de Albacete.


Así pues, si nos metemos en temas de juego puro, cabe decir que estamos ante un beat 'em up mezclado con plataformas. Sin duda me pareció mejor en lo segundo que en lo primero. FAS3 haría bien en dedicar todos sus esfuerzos en pulir esas peleas que, si bien no tienen grandes problemas por no tratarse de un juego difícil, sí que se notan algo toscas y con mucha falta de pulido. Varios comandos permiten realizar distintas acciones que tienen resultados un poco obtusos, y la fluidez de animaciones entre golpes no acaba de cuadrar del todo. El juego parece fijar objetivos a su antojo y los golpes acaban impactando de aquella manera, rezando porque nos vaya saliendo el potente ataque de área final que barra un poco un número elevado de enemigos en pantalla. Una esquiva que sí que parece funcionar algo mejor equilibra un sistema de combate falto de precisión y algo caótico, sin llegar a ser algo tan capitalmente grave como para dejar de jugar al juego. Las batallas con los bosses tienen más equilibrio, aunque también piden mucha más precisión. Es en definitiva resultón, tiene intenciones y, con un poco más de trabajo, este apartado de beat 'em up puede justificar que el juego se venda como un juego de ese género. Otra opción que tiene FAS3 es tirar por otros derroteros y abandonar esa etiqueta de beat 'em up, porque cuando me sentí bastante más cómodo fue en las partes de plataformas. Albacete Warrior juega con el 2D y el 3D para ofrecer plataformas considerablemente inspiradas gracias a una jugabilidad mucho más ágil que la que sentíamos cuando tocaba repartir puñetazos o pollazos -atacamos con un pollo, guarros-. El salto desde la pared sí que parece precisar de ciertos ajustes, por ser demasiado horizontal, pero en general las sensaciones de plataformeo son bastante buenas.


Al puré se le añade carne del bacalao. Se incluye en el mortero y se empieza a machacar de nuevo. Una vez todo bien mezclado se le añade un poco de aceite de oliva, y se empieza a remover siempre hacia el mismo lado (esto es importante).


Gráficamente Albacete Warrior es mejor de lo que se ve en estático. Lo menciono varias veces durante mi partida: es uno de esos juegos sin complejos. Sus carencias técnicas son suplidas con tiros de cámara acertados, zooms y distintos planos que dotan de dinamismo a las imágenes. Buena sensación de amplitud y grandeza combinados con espacios más cerrados.


Por último, nos ponemos la camiseta del Alba y dictamos sentencia desde nuestro corazón más blanco. Albacete Warrior es un subidón increíble en su inicio. Ya desde el menú uno empieza a ver múltiples referencias, y la escena introductoria es para quitarse el sombrero -el de paja de la feria-. No es que la cosa baje, es que se eleva hasta el infinito cuando se nos presenta la feria de Albacete en el primer nivel recreada con maestría, incluyendo la plaza de Toros, los Molinos que dan inicio al paseo y el propio paseo. Eché de menos cosas como el parque de los Jardinillos y su caseta, o incluso ya puestos el puesto de los Helados Rueda o la Tómbola de Caridad. No me extrañaría que sucesivas actualizaciones se detuvieran un poco más en esta enorme puerta de entrada que es el juego para un albaceteño.


Ahora bien, las malas noticias llegan cuando cruzas esa puerta de hierros y luchas en el templete de la feria de Albacete. Sí, la primera pelea callejera es en el templete. Decidme si eso no es un highlight videojueguil de vuestras vidas. Desgraciadamente, todas las alusiones a Albacete quedan ya minimizadas a partir de ahí, y desde el punto de vista más egoísta, ver como partimos desde la ciudad hacia México donde nos espera Donaldo Trompetas es un cambio de mood muy brusco del que no me recuperé en ningún momento. Esta versión, la 0.3.1, acaba en este nivel, el de México, y tan sólo nos presenta un mapa del mundo con otros países marcados en lo que parece que va a ser una vuelta por todo el mundo. Una vuelta que para mí pierde toda la magia, como albaceteño, y que a la misma vez entiendo y respeto, pero que no deja de ser empezar por todo lo alto para darse cuenta de que Albacete es un mero tutorial antes del verdadero inicio de la aventura. Confiemos en que haya más paradas en Albacete durante el viaje, al menos un par más, y vuelva el humor y las sensaciones de esos maravillosos primeros minutos vistos egoistamente desde los ojos de un albaceteño. Al fin y al cabo, no en vano esto se llama Albacete Warrior.


Decoramos por encima con huevo cocido y nueces.


Nicho del nicho. Este juego apunta directamente a mi persona, y a la de unos pocos más. Como dije, si no compartes este contexto tan puntual, no vas a encontrar un mal juego, e incluso es fácil empatizar con su humor a pesar de que, como siempre pasa, escrito puede llegar a sonar algo simplón de más, pero si tienes la suerte de saberte la receta que he ido poniendo de memoria, Albacete Warrior es algo que sí o sí tienes que experimentar. Esperemos que en el futuro FAS3 apueste todavía más por ese nicho y no deje la presencia manchega relegada casi al tutorial.



Clave de prensa proporcionada por FAS3 Estudios. En ningún momento las opiniones vertidas en este texto se han visto influenciadas por este hecho. Al tratarse de un early access, la versión final puede diferir mucho de lo aquí analizado.

7 comentarios :

  1. Fue muy divertido, uno de los mejores directos lleno de albaceteños de postín. ¡¡Quiero la parte siguiente ya!! ¡¡Ya es verano de 2021!! Espero que no nos hagan un Hasan Carapán.

    ResponderEliminar
  2. ¿Qué demonios? xDDDDDD

    Supongo que veré el video que has subido para un poco de contexto, pero vamos sin estar completo dudo que lo cate. Eso sí, le veo poco sentido el "Albacete" con Warriors, si el prota, se va de viaje por el mundo, lo suyo es estar siempre en la tierra que da nombre al juego...

    A ver para cuando uno de Andalucía. Un saludo xD

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Las posibilidades de que esto existiera eran tan ínfimas que sólo por ver la recreación de emblemas de mi ciudad como el recinto ferial ya es uno de los momentos de mi año videojueguil xD

      Eliminar
  3. Pero qué fantasía es esta?!? En cuanto pueda me veo el vídeo, que esto promete

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Prepárate! Más allá del tema de Albacete es como para verlo, jajaja.

      si todo va bien, haremos más directos con los nuevos niveles conforme vayan metiéndolos ^^

      Eliminar