SLIDER

miércoles, 21 de julio de 2021

DIARIO DE UN GORDOCHEETOS #24

Liadas en la nube, rusos, mierdijuegos y el arte de cagar jugando. Menú repleto de variedad en el nuevo Diario de un GordoCheetos.


¡Xcloud me la lía! Me ha pasado dos veces ya que por alguna razón cuando juego en la nube la partida no se guarda. Eso sí, ambas veces ha pasado con juegos de Xbox 360, así que no se si se trata de un fallo que va por ahí, porque con el resto de juegos, y ya van unos cuantos, cero problemas. Por esto, no me siento tan malaje como para plantaros el análisis completo de este Gears of Wars: Judgment como si nada hubiera pasado. Me pasó a mitad de juego, y he acabado viendo un poco lo que resta por encima en vídeos.


Me gustó bastante el giro de dotarle de una narrativa diferente, y también de esos desafíos entre las zonas que le dan más dinamismo al título y lo alejan de una saga, la de Gears of War, que ya empezaba a estar demasiado presente durante la generación de Xbox 360. Mucho más directo, en niveles que se dividen en minizonas que se plantean como un modo hordas en casi todo momento. Una sensación más arcade que deja todavía más patente su esencia de spin off y que, para mi gusto, se pasa de arcade. Buen juego, porque es imposible hacerlo mal con semejante base, pero anecdótico y sobre todo innecesario, haciendo más daño a esa sensación de explotación de la saga durante el inicio de su vida.


¡Lo estoy volviendo a hacer! De los creadores de "juego a Darkstalkers en italiano porque suena mucho mejor" ha llegado "juego a Horizon Zero Dawn en ruso porque suena mucho mejor". Bueno, en el fondo no, porque mi intención era poner algún país nórdico como idioma, pero no está disponible, y lo más frío-raro que se me ha ocurrido ha sido el ruso. Además, como no entiendo absolutamente nada del idioma me pega con el hecho de este tribalpunk raruno de post-apocalipsis. Eso sí, sin entender el idioma el doblaje en sí mismo no es gran cosa.

El ruso se abre camino

Y toca análisis de mierdijuego. Bueno, cuando lo jugué no creía que iba a ser así, no es como esas veces que os traigo un análisis de un juego random que he probado porque necesitaba jugar a algo puntual. Esto era un juego que empecé con todas las de la ley. Se trata de The Sun at Night, de Minicore Studios. Una montaña rusa de sensaciones que se inician con un menú pobre con una música bastante insufrible -esto último va a peor durante el juego-, que se preocupa de meterte una cantidad de texto y lore nada más empezar que, no lo niego, hizo que me pareciera el peor inicio posible para un videojuego pero a la misma vez me metió bastante en él. Una pena que el juego comenzara y todo se fuera al traste con sus elementos jugables.


Un scroll criminal y una velocidad absurda de movimiento es sin duda el mayor de sus problemas, pero no el único. Es algo así como jugar un juego a 1.5X. A eso, unidle un esquema de controles sin sentido alguno, donde disparas con el gatillo derecho y apuntas con el stick derecho, dejando tu mano completamente inutilizada para saltar (lo cual se hace con el botón A), acción que necesitas sí o sí para esquivar balas en un juego de acción como éste. Prácticamente injugable, con un mapeado ridículo que apuesta por una estructura abierta a la que le sobra tamaño y lógica. Aspecto visual feo. ¿Qué más queréis que le diga al pobre?


¿Steam Deck os está apuntando? La nueva consola portátil de Valve promete que podréis tiraros a la cama jugando a vuestros favoritos de vuestra biblioteca de Steam, y lo más importante, os permite cagar jugando a vuestra biblioteca de Steam. ¿Sois el target? ¿Estáis seguros? Lo digo porque sí, está claro que ofrece multitud de funciones y no es lo mismo, pero igual muchos estáis olvidando, o nunca habéis oído hablar directamente, de Steam Link, una app instalable lanzada por la propia Valve hace tiempo y que básicamente hace un mirroring de vuestro PC. La desventaja, que vuestro PC tiene que estar encendido porque es el que lo mueve, pero si vuestra necesidad es poder jugar en un dispositivo portátil a Steam, echadle un ojo porque la aplicación es increíble. La propia Valve ha dicho en numerosas ocasiones que le apena que Steam Link -tanto el aparato como la app- no sea tan conocida. En mi caso por ejemplo la llevo usando tiempo para jugar por las noches en mi móvil, el cual tiene entre otras cosas pantalla Amoled y, recordémoslo, permite mover los juegos desde tu PC de sobremesa, por lo que las limitaciones de hardware no estarán tan presentes. A efectos prácticos, ahora mismo la calidad con la que juego a los juegos es superior a la que tendría si los jugara con la Steam Deck. Además de aceptar cualquier mando que se enchufe al móvil, permite emular controles de manera táctil, y mete herramientas que no esperaba ver para facilitar el control, tanto, que a veces me da toda la pereza estar conectando el mando y tiro de estas opciones.


Repito, no es lo mismo, es una alternativa que se puede considerar como sustituto, pero no seríais los primeros que me han dicho que no conocían esta aplicación y ahora se les ha ido la necesidad de Steam Deck tras probarla. Perderíais lo que implica una portátil, es decir, no podríais, por ejemplo llevárosla fuera de casa salvo que dejarais el ordenador encendido, pero si vuestra intención es jugar en portátil desde el sofá, la cama o el water, probad la app de Steam Link que además está tremendamente bien pensada para ajustarse a cada juego.



No hay comentarios :

Publicar un comentario