SLIDER

sábado, 18 de septiembre de 2021

HORIZON ZERO DAWN - SENSACIONES NO TAN EXCLUSIVAS

Horizon's Creed.




Horizon Zero Dawn estrena una nueva sección en el canal de YouTube llamada Reviews en 1 Minuto. Dudo que tenga que explicar de qué va la cosa, así que echadle un ojo porque es una manera muy rápida y con un tono diferente de ver mi opinión sobre el juego.



Guerrilla Games, conocida por su saga Killzone, lanzaba en 2017 con Sony como distribuidora, este juego de mundo abierto con una ambientación post-apocalípitica tremendamente inspirada, con una especie de cyborgsaurios poblando el planeta y una estética que podríamos inventarnos como tribalpunk. Un juego que ya desde los trailers que fueron apareciendo desde 2015 captó mi atención, y me hizo maldecir, muy en silencio y únicamente durante la duración de esos trailers, ser usuario de PC nuevamente.

Los exclusivos. La gran arma de Sony de las últimas décadas. La bandera de una compañía especializada en megaproducciones AAA con talentosos estudios detrás cuyos juegos directamente empujan la industria hacia delante. El principal motivo por lo que alguien compra una de sus consolas y una política que Sony abrazó durante mucho tiempo... hasta hoy. Horizon Zero Dawn tiene el título de ser el primer gran exclusivo de Sony en llegar a PC, aunque lo hiciera tres años después, en un movimiento relativamente inesperado que acabó con la también llegada de Days Gone y, en el futuro, Uncharted 4 además de previsiblemente otros nuevos títulos exclusivos de Playstation.



Con este contexto, no es de extrañar que mis esperanzas en Horizon Zero Dawn fueran bastante elevadas. Tras años de saltarme los exclusivos de Sony por no tener su hardware, y con algún amigo que me ha dejado alguna consola como única arma, probar esa creme de la creme por primera vez debería haber sido una experiencia como mínimo diferente. Por el tono de mi escritura y el título que la acompaña, no debería pillar a nadie por sorpresa que no ha sido así. Aunque en todo momento Horizon Zero Dawn me parece un gran juego y ganas tengo ya de su secuela, mi sensación es que igual no me he perdido tanto estos años. Sí que es cierto que tanto Horizon Zero Dawn como Days Gone tienen un aura distinta, de ser grandes exclusivos, sí, pero en un peldaño inferior a otros que, cruzando los dedos, algún día llegaran a PC. Miramos directamente a Naughty Dog a los ojos para decir que cuando llegue ese día sí que probablemente tendré la sensación de que he tardado demasiado en probar esas joyas que justifican consolas de su generación y cuya influencia se extiende a lo largo de los títulos venideros de los siguientes años.


Desde luego, esta pequeña decepción no va ligada a la calidad del título, ni a su increíble aspecto técnico. Va más orientada al hecho de que Horizon Zero Dawn me pareció un juego con una importante falta de creatividad. Dicho pronto y mal, risa me daría a mí conocer a alguien que lleve criticando los Assassin's Creed todos estos años para llegar ahora a glorificar Horizon Zero Dawn, porque el juego de Guerrilla tiene demasiado en común con esos juegos de varias sagas de Ubisoft donde la plantilla es el principal director de diseño. Estamos ante un mundo abierto donde básicamente vamos a perseguir iconos, cargado de misiones secundarias y recados cumpliendo casi cada uno de los clichés y críticas asociadas a los juegos de este género. Horizon Zero Dawn no hace nada por aportar al género, y se abraza, por otra parte de manera lógica, a una ambientación propia y a una historia más interesante que la de la mayoría de sus hermanos de género, apoyándose más en explicar su contexto que en otra cosa, lo cual es algo que celebro. A pesar de todos sus peros, queda un juego que sin duda merece la pena jugar.



En cuanto a lo jugable, esto va básicamente de ocultarse en los arbustos para eliminar al enemigo de turno y atraer la atención del resto para que esos arbustos acaben siendo una fosa común. Una IA con la que no vamos a ser especialmente hirientes, porque se trata de un problema mucho más de raíz, pero que sigue dejando a los enemigos como seres estúpidos con memoria de pez, capaz de tropezar infinitas veces con la misma piedra. De todas formas cuesta catalogar el juego como uno de sigilo, ya que la acción y la confrontación directa está bastante presente. Cada uno de los dinosaurios ofrece distinto tipo de enfrentamiento, convirtiéndose en un puzle que debemos resolver utilizando cada una de las múltiples armas y trampas que el juego nos pone delante, siempre y cuando no nos quedemos embobados con las increíbles animaciones que tienen estos imponentes enemigos. Caza de animales, recolección de frutos, modificaciones y piezas que se aglomeran en el inventario de manera sanguinaria y que muy rara vez nos molestaremos en utilizar, haciendo que pasemos más tiempo eliminando objetos porque ya no caben para recoger todavía más alimentando nuestro síndrome de Diógenes, que parándonos a utilizarlos como parte de nuestra estrategia. Combates cuerpo a cuerpo muy mejorables, pequeñas decisiones en los diálogos, árbol de habilidades mil veces visto y múltiples coleccionables acercan todavía más al cliché del mundo abierto persigueiconos a Horizon Zero Dawn de lo que me hubiera gustado.



¿Es este Horizon un juegazo? No tengo dudas. ¿Has jugado a este juego tropecientas veces? También. Horizon Zero Dawn no me dio lo que de alguna manera estaba buscando: sensaciones exclusivas.


5 comentarios :

  1. Me lo autoregalé en el día de la madre y aún no me lo he pasado (tengo que volverlo a empezar porque no me acuerdo ya ni de los controles).

    Como bien dices, no parece nada novedoso, pero a mi me gustaba el ambiente y la historia.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por comentar (y en YouTube también <3).

      Bueno, el juego está bien, la historia también. Es bastante interesante saber qué ha pasado, así que en ese aspecto creo que no te defraudará. A ver qué tal la secuela, que le tengo ganas y con suerte se aleja un poco de los persigueiconos de los mundos abiertos!

      Eliminar
  2. ...pues yo dejé la versión PS4 cuando se anuncio el port de PC,solo porque sabía que algún buen samaritano le iba a crear un mod que hiciera a Aloy con aspecto de mujer.
    No una sex symbol con curvas,solo mujer.

    ResponderEliminar
  3. Recuerdo que en su momento pese a hacerlo todo, acabe muy quemado del juego, justo la sensación que me da los assassins creed, aparte que su trama no me pareció nada del otro jueves. En definitiva como tu dices, no funciona mal, pero no es nada que no se haya hecho antes, aunque en el momento que lo jugué me entro mejor que un AC, no mejor que el RDR2 que lo acababa de pasar también.

    Gran análisis, un saludo ^^

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Esperemos que la secuela, como digo por ahí en el otro comentario, se aleje del sentimiento de "persigueiconos" un poco más. Y sí, entró fino porque era algo nuevo, una nueva IP en un mundo al que cada vez le cuesta más no tirar de secuelas.

      Gracias por tu comentario! <3.

      Eliminar