SLIDER

lunes, 29 de marzo de 2021

TRONSMART SHADOW - LOS AURICULARES GAMING DEFINITIVOS DE TRONSMART

Tronsmart nos ha hecho llegar sus últimos auriculares gaming que, por primera vez, dan un salto más allá y se atreven con la verdadera némesis de su campo. Los Tronsmart Shadow son los primeros auriculares inalámbricos de Tronsmart, pero van todavía más allá. A continuación, les echamos un vistazo en profundidad.



Si sois nuevos por El BLoJ, ¡bienvenidos! Si no es así, puede que la marca Tronsmart os suene. Podéis revisar toda la cantidad de productos de Tronsmart que han ido apareciendo por El BloJ, siempre en su rama gaming que incluye teclados, ratones, alfombrillas y, su especialidad, auriculares de un gran rendimiento a bajo precio. Esto no es casualidad, y es que aunque Tronsmart es una empresa medianamente diversificada destaca por su tecnología en auriculares y altavoces que le han otorgado gran popularidad recientemente en el mercado español y a nivel internacional.


Hoy, queremos aprovechar el paso adelante que suponen estos auriculares gaming de Tronsmart para dar nosotros otro paso en las reviews, y es que hasta ahora las reviews de los auriculares previos han ido apostando por la comparación con los anteriores modelos, centrándonos en sus mejoras con respecto a lo ya visto y a cómo se iban posicionando a favor de un determinado público o de otro. Hoy, olvidamos todo eso, olvidamos todos los anteriores (siguen siendo estupendas opciones, no tengáis ninguna duda) y echamos un vistazo independiente a estos Tronsmart Shadow.


Comenzamos con esta fotografía que muestra todo lo que incluye el paquete (todo muy bien envuelto, y protegido, aunque hay cierto abuso del plástico) y que además nos servirá como referencia (de izquierda a derecha) para ir comentando cada una de sus partes y, lo más importante, lo que implican.


Lo primero nos lo conocemos. La tarjeta de garantía y el manual de instrucciones no tienen nada destacable. La tarjeta nos invita a registrar nuestro producto para extender la garantía 6 meses más y tener, al parecer, una línea directa con Tronsmart en caso de necesitar asistencia. He de decir que nunca he tenido problemas a la hora de contactar con ellos y siempre he recibido una respuesta bastante rápida ante cualquier problema, pero supongo que aligerará todavía más las cosas. El manual de instrucciones es pequeño y contiene todo lo que puedes esperar, desde los primeros pasos a posibles problemas de conexión. Viene en distintos idiomas entre los que se incluye el español y cada uno de los idiomas ocupa cuatro páginas. Información concreta y rápida, donde sobre todo interesa la parte del indicador LED que nos irá dando la información necesaria sobre los auriculares.


El micrófono extraíble es de gran calidad. Llevo tiempo con otro micrófono y he notado el salto, que no es poco. Pensaba que no iba a ser muy diferente de los anteriores micrófonos de los anteriores auriculares de Tronsmart pero funcionan especialmente bien. Incluyen esponja anti popping y se pueden adaptar a cualquier posición que se busque gracias a su flexibilidad. Lo más destacable es su posibilidad de ser extraídos, por lo que si no necesitáis micrófono y sólo queréis escuchar, podéis dejarlo por ahí aparte, o si sois de usarlo mucho podéis dejarlo metido y olvidaros de él. Mi consejo, el de siempre, no estéis quitándolo y poniéndolo porque es más probable que acabe sufriendo desperfectos. En cualquier caso, mucho estamos hablando de un micrófono cuando es algo que se escucha. Os invito a que entréis a mi canal de Twitch donde todos los últimos directos han sido (y seguirán siendo) emitidos usando este micrófono. Tan sólo se ha añadido más ganancia y una puerta de ruido para mejorar el sonido, pero en crudo se escuchan bien sin problemas.


Antes de proceder con los auriculares, en la fotografía podéis ver que he introducido un cartón que corresponde a la propia caja. Me gustaría pararme a comentar el pequeño detalle que es incluir un cartón con forma de soporte para que puedas usarlo y apoyarlo ahí. No es, ni de lejos, lo más bonito, pero mientras te haces con algo para colgar los auriculares, puedes incluso usar ese cartoncillo. Es un pequeño detalle que cada vez se hace más, pero que no nos paramos a agradecer.


Si seguimos con la foto, llegamos al verdadero objetivo de esta review, los propios auriculares Tronsmart Shadow. Físicamente muy elegantes. En esta review estáis viendo los rojos pero también están disponibles en negro con algunos detalles en morado, e incluyen un RGB que sólo se aplica al logo de Tronsmart (no configurable, es rotación clásica de RGB). Por lo demás, diadema ajustable, muy cómodos y ligeros a diferencia de otros "gaming" más grandes. No detecto un calor especial, pero eso no quita para que en verano miréis con peores ojos eso de poneros los cascos para jugar. En la base del auricular izquierdo, junto a la entrada del micrófono y también la entrada de carga, tenemos los controles de volumen, silenciador del micrófono y botón de encendido. He de decir que la oscilación en el volumen es considerable, y aunque no es un gran pero, el cambio al subir y bajar es muy notorio.


Sonido espectacular, pero no es una mejora con respecto a los últimos modelos de Tronsmart que ya se oían estupendamente bien. El driver dinámico de 50mm hace que brillen especialmente bien en los bajos, y la ecualización está especialmente bien balanceada, cosa que no pasaba, por ejemplo, con aquellos Glary que tan lejanos quedan y que necesitaban de un pequeño ajuste para obtener una mejor sensación auditiva.



Para los que no confiéis en esto del inalámbrico, ya estáis viendo que el paquete contiene un cable de audio de 3.5mm que podéis enchufar directamente a cualquier dispositivo para escucharlo desde los auriculares. Esto es siempre una enorme noticia porque implica que podéis usar los auriculares ya tengan carga o no, y simplemente reproducirán la salida de audio donde lo enchuféis. Además, esto implica que si alguna vez tenéis problemas a la hora de conectaros con algún dispositivo vía Bluetooth, siempre podéis utilizar esta opción y no acabar quedándoos con un pisapapeles RGB.


El otro cable que veis en la foto corresponde al cable de carga. Los Tronsmart Shadow llevan una carga rápida con cable tipo C del cual tengo que decir que, como suele pasar con este tipo de productos, es insultantemente corto. El ya clásico medio metro de cable cada vez más estándar, y que en algunas situaciones viene hasta bien pero que a la hora de un producto así, no es la mejor opción. Si os quedáis sin batería y lo enchufáis en, por ejemplo, un USB del propio ordenador, pensad que estaréis a medio metro de distancia, lo cual es inviable. En mi caso, y probablemente también en el vuestro, tengo por aquí varios cables más largos USB-tipo C y no ha habido ningún problema al enchufarlo de esa manera.


Más allá del cable, hablemos de la batería. Muy gratamente sorprendido con ella. Las especificaciones hablan de 12 horas de duración, pero en mi caso han sido bastante más. Imagino que tendrán en cuenta la pérdida de batería que se va produciendo por el uso y han dado un dato más cercano a lo que puede ocurrir en el medio plazo. También entran en juego varios factores, empezando por el volumen y acabando por el uso del micrófono. En cualquier caso, si queréis datos más objetivos la batería tiene una capacidad de 1000mA y el tiempo de carga es de tres horas.


Llegamos al adaptador USB 2.4Ghz incluido en el paquete y que nos permite entrar en el siempre peliagudo terreno de lo inalámbrico. Pues bien, ni un corte, ni un retardo. Es la primera vez que pasan por mis orejas unos auriculares inalámbricos, ya sean gaming o no, que no han tenido ni un sólo problema tanto de conexión, como de una vez conectados, haber sufrido alguno de los perjuicios clásicos de este tipo de productos. Me quedé muy sorprendido cuando inserté el adaptador en un puerto USB, encendí los auriculares, y no tuve que hacer absolutamente nada más. Por supuesto, los auriculares cuentan con un sistema de emparejamiento por si no ocurre de primeras esa conexión tan mágica, pero no he tenido problemas en absoluto. He quitado el adaptador, lo he enchufado en otro sitio, he vuelto a encenderlos y nunca tuve un problema de desconexión.


El adaptador USB incluye un LED rojo bastante útil que sirve como feedback ante varios escenarios, tanto para avisarnos del emparejamiento como para apagarse cuando pulsemos el botón de mute en nuestros auriculares. Esto implica que, si eres de mutear el micrófono, te verás en la obligación de tener el adaptador USB visible para ver que así se ha hecho.


Podéis comprar los Tronsmart Shadow a un precio de 69'99€ en Amazon. Probablemente podéis esperar a una oferta ya que Tronsmart es bastante generosa al respecto y, si aguantáis un poco -acaban de salir al mercado- los acabaréis encontrando por mejor precio en una de sus ofertas estacionales. Soy una persona que siempre ha tenido problemas con las conexiones inalámbricas. Por mi vida, habrán pasado una decena de auriculares de este tipo, y ninguno ha solventado los problemas de interferencias o desconexiones. Me mostraba muy escéptico ante unos auriculares de este tipo, y temía que por primera vez iba a tener que hablar mal de un producto de Tronsmart, pero nada más lejos de la realidad. Estoy contentísimo con mis Tronsmart Shadow y desde ahora se convierten en mis auriculares titulares. De todas formas, si necesitáis más datos o tenéis dudas, tenéis la caja de comentarios donde estaré encantado de ayudaros.


Enlace de compra de los auriculares Tronsmart Shadow:

https://www.amazon.es/dp/B08RRP53GK/

Enlace a la página del producto, con más características técnicas:

https://www.tronsmart.com/products/tronsmart-shadow-gaming-headset


*Muestra de prueba entregada por Tronsmart para su análisis de forma independiente. En ningún momento esto ha influenciado ninguna de las opiniones publicadas en este texto.

3 comentarios :

  1. Y ya que estamos, quizá queráis aprovechar la oferta actual de estos auriculares que, en su versión en rojo (como el de la foto), cuestan ahora mismo 56'22€ en Amazon España:

    https://www.amazon.es/dp/B00AT8LGU6/

    ResponderEliminar
  2. Está bien eso de poder quitar el micrófono, porque cuando estoy comiendo mientras oigo algo me tengo que poner el micrófono en la nuca por miedo a que los manche y venga Antonio Rizid.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Algún día te pondremos un proyector para que cuentes todo

      Eliminar