viernes, 8 de junio de 2018

Lost Planet 3

La última entrega de una de las peores sagas que nunca he jugado.



El primer Lost Planet era un buen juego. Una IP nueva, bien fresca que tuvo un gran éxito en su salida allá por 2006. Una experiencia single player bastante ambiciosa, con la cara de Lee Byung Hun en el protagonista principal, luchando contra monstruos gigantes en condiciones hostiles. He de decir que mi recuerdo es muy bueno, pero tengo la sensación de que como lo rejuegue se me puede hundir con cierta facilidad. En cualquier caso, un 3PS que tenía su trama, sus influencias niponas y su sello Capcom, para bien y para mal.

Y hasta ahí.

Porque luego vendría Lost Planet 2, un terrible juego enfocado al multijugador que, eso sí, tenía batallas contra monstruos que ocupaban toda la pantalla y más. No voy a pararme demasiado en él porque aquí está el análisis que define muy bien lo que pienso de él -incluso demasiado benevolente para el recuerdo que tengo-.


Había oído hablar muy regular de Lost Planet 3, pero esperaba que la vuelta al single player me diera por lo menos un juego decente, ya que soy tan negativo cuando se trata de juegos multijugador. Lost Planet 3 es una basura, y empeora incluso más lo que vimos en la segunda parte. Se vuelve a dotar de una historia, pero lo cierto es que no nos puede importar menos. Quizá tampoco ayuda el hecho de que el doblaje es vergonzoso, y que fuera de esto no hay ni un sólo personaje que se pueda salvar.

Así que, viendo que no vamos a sacar una trama memorable, nos queda ponernos con un 3PS. Mira que es difícil hacer mal un 3PS, mira que es difícil hacerlo aburrido, pero Lost Planet 3 se lleva ese honor. Porque no hay nada más desagradable que ver cómo tus armas son de fogueo, cómo tu escopeta revienta delante de un bicho y ni le roza. Las hitboxes o como queráis llamarlo están directamente rotas.


No podemos esperar tampoco demasiado de su desarrolladora: Spark Unlimited, autora de juegos como Legendary, un shooter sin alma cuyo análisis bien podría servir para este Lost Planet 3. Cuesta más entender cómo Capcom dejó en manos de una compañía tan irregular un juego como Lost Planet 3. En cualquier caso, el resultado es muy malo. Y no todo es depresión y odio en este jugo, de verdad. Hay partes, muy pocas, donde dices: "pues oye, que no está tan mal". Desgraciadamente el propio juego te da un golpe de realidad a no mucho tardar.

El problema no es la sosez del género. He jugado a juegos de 3PS donde el único requisito era matar como Red Faction: Armageddon y lo he disfrutado con locura. Lost Planet 3 es incómodo de jugar, sin llegar a ser ni mucho menos un juego difícil. Es simplemente un juego mal hecho a todos los niveles.


Nieve, nieve por doquier. Lo que veis en las imágenes que acompañan a este análisis es exactamente la sensación que transmite el juego. Nieve, nieve y más nieve. Pero esperad, porque es todavía peor, y es que Lost Planet 3 nos da un pseudo mundo abierto con coleccionables perdidos por la nieve que jamás nos interesará coger. Además, nuestro mecha que nos acompañará durante todo el juego es el único elemento que nos permite tener HUD. Sí, como lo leéis, si nos alejamos a pie del mecha no tendremos HUD y no sabremos cuanta munición tenemos ni tendremos acceso al mapa. Una locura. Gracias a dios el juego tira de guía asistida y no es fácil perderse en la nieve, pero como te de por explorar en busca de coleccionables, prepárate para sufrir.


Lost Planet 3 es un juego mal hecho, sin ningún tipo de lógica ni justificación. El último título de una saga que no merece la pena.


1 comentario :

  1. Lo de Spark Unlimited es un milagro que aguantaran 11 años. No hicieron un solo juego decente, no ya bueno. Es una pena, con lo que me gustó el primer Lost Planet, que luego se despeñaran de semejante forma con los siguientes.

    ResponderEliminar