martes, 27 de agosto de 2019

A PLAGUE TALE: INNOCENCE - CUANDO NO TE ACEPTAS A TI MISMO

Asobo Studio es una compañía francesa especializada en adaptaciones que da su primer paso de gigante con A Plague Tale: Innocence. Por desgracia, a pesar de llevar una quincena de años en la industria, ha acabado cometiendo errores de novato.



A Plague Tale es un juego que sufrió una corriente mediática irregular. Cuando fue anunciado las reacciones fueron bastante tibias, y eso le llevó a ser un juego que nadie esperó, o mejor dicho, que a casi nadie interesó. Los primeros análisis de lanzamiento alertaban de que estábamos ante una gran obra, y el boca a boca se fue apoderando para acabar explotando en una marea mediática difícil de predecir. Fue el juego de moda, las reviews lo colocaban por las nubes y los usuarios coincidían. Ahora bien, fue un maremoto puntual, una ola gigantesca que precedió una calma que dejó a A Plague Tale casi sumido en el olvido. Hoy, pocos meses después de su lanzamiento, es un juego del que pocos hablan, y es un juego que ha quedado ya para la categoría de culto, y si no al tiempo.

Todo esto no es tanto culpa de A Plague Tale, que también, sino de un sector que come y defeca videojuegos como si fueran pipas. Juegos como Kingdom Hearts 3 que se esperaban durante años poblaron manadas de tweets los días anteriores al lanzamiento, y se apagaban en cuanto el juego aparecía. Invasiones de gifs de Sekiro hacían presagiar que estábamos ante la obra definitiva de From Software, para verse hoy en día como un juego casi del año pasado. A Plague Tale es otra víctima de la plaga del videojuego como producto más consumista.


Estamos ante un juego que gusta muy fácilmente, pero también es la demostración de que menos es más, y aquí hay demasiado de más. Como hemos dicho al principio Asobo Studio parece una principiante por su ejecución, pero es perra vieja. Tanto es así, que el estudio es plenamente consciente de qué tipo de críticas se puede llevar un juego como A Plague Tale.

Si uno ve el trailer, unos cuantos gameplays y lee algunas reviews superficiales es capaz de imaginar una review sin siquiera catar el juego. "El juego está muy bien, pero es excesivamente lineal y por tanto su duración es muy corta". "Sus dinámicas de sigilo están bien, pero son muy básicas, le falta mayor profundidad y chicha, algo que tenga más sentido que buscar coberturas". A todo eso parece haber atacado directamente Asobo Studio para acabar haciendo un juego que está demasiado estigmatizado por sus propios creadores. No, no es un juego corto, no es ese juego lineal de 6-7 horas, y tampoco es un juego donde simplemente tengas que buscar la mejor cobertura para pasar desapercibido.

Y es precisamente por ello, por no abrazar su verdadera naturaleza, por lo que A Plague Tale tropieza con su propia trampa. No se acepta a si mismo. En lugar de centrarse en la historia y su desarrollo, todo el viaje queda muy ensuciado por un innecesario sistema de recolección de materiales y crafteo y una puesta en evidencia de sus más obvios complejos. "No, no somos así, aquí hay más" parece decir en cada escena su juego. Un juego que no es ya que se acerque a las 12 horas, es que muchas de ellas no aportan nada y se acaba convirtiendo para el jugador en una especie de Director's Cut donde no se han eliminado ninguna de las ideas de la pre-producción. No es un mal juego, pero sí que hubiera sido mucho mejor juego si se le hubieran quitado todo lo que le sobra. Sí, probablemente ahora estaría diciendo que "se ve muy bien pero no aporta nada", pero es que lo que intenta aportar es tan simple y mal llevado que el efecto tiene un rebote negativo.


Son todo choques entre los distintos componentes del juego. La pareja protagonista, y el resto de séquito quinceañero que le acompaña, está bastante bien trabajado y la historia también está muy bien llevada, pero se producen cortes entre el juego y la historia por culpa de todas estas mecánicas absurdas de, por ejemplo, recolección y crafteo. La obsesión de Amicia, la protagonista, es la protección de su hermano menor, Hugo, y por ende también la tuya. ¿Por qué debería ir con Hugo bajo mi mano a ese montón de ratas que custodian un trapo para luego poder fabricarme un zurrón más resistente? ¿Por qué debería elegir un camino lleno de guardias de la inquisición que buscan a mi hermano menor sólo porque estoy viendo al fondo un trozo de cuero? ¿Por qué debería pararme a buscar materiales en mitad de una persecución?

No es sólo que el tema del crafteo sobre en su totalidad, es que carece de sentido incluso aceptándolo. Las mejoras que trae el uso de materiales son irrelevantes, y puedes completar el juego con la misma facilidad si no mejoras absolutamente nada. Se venden también como componentes para fabricar las distintas municiones, pero el sistema es ultrasimple y carece de sentido. Cada vez que necesitas usar alguna munición especial tendrás los materiales al lado para poder fabricarla. Existen un par de artefactos que puedes fabricar que funcionan como vidas: cuando se te ha dado caza, bien por las ratas o por los guardias, tienes un margen de tiempo para usar estos artefactos que te librarán de la muerte. Ahora bien, ¿para qué querría gastar materiales en un artefacto muy costoso cuando el pago de la muerte es simplemente cargar un checkpoint que he pasado hace menos de un minuto?


Todas estas sensaciones de piezas que no encajan cuando ves el puzle final se repiten en las diversas propuestas de A Plague Tale. Hay, por ejemplo, una estúpida e inservible batalla contra un boss al principio del juego que no aporta nada, y que no enseña nada. Hay puzles e incluso niveles que se repiten más de una vez y que potencian ese sentimiento de Director's Cut. Hay coleccionables que apelan a una exploración en partes donde no debería existir ya que se carga el ritmo narrativo. En definitiva, hay una cantidad de ideas que no casan.

Pero A Plague Tale hace muchas cosas bien, sobre todo cuando las analizas por separado. Más allá de sus cualidades técnicas obvias -no quedé tan contento con la animación facial- capitaneadas por una iluminación de 10, el juego tiene una enorme capacidad de parecer ultra adulto. Un juego serio, que a mí en sensaciones me recordó a Hellblade, aunque sean dos juegos muy diferentes. Además, A Plague Tale no tarda nada en que te enganches a él, aunque sí que es verdad que es fácil desengancharse del mismo por todas las cosas que comento. De hecho, me gustaría saber cuánta gente de la que lo empezó esa primera semana tan torrencialmente mediática ha llegado al final.


La sensación del juego es que todas estas piezas lo ensucian demasiado. Es como si hubieran hecho el juego y hubieran introducido todo esto a posteriori, tanto el tema del crafteo como el de tanta variedad de munición. Multitud de artefactos con funciones distintas que no se usan con la inteligencia del jugador para afrontar situaciones casi en ningún momento, sino que se dividen en zonas, de manera que cada zona está estructurada para que uses y abuses de las nuevas técnicas que has aprendido.

A Plague Tale es un buen juego a pesar de este análisis más centrado en lo negativo. Sí que considero que se instaura una pereza indescriptible fruto de la duración del juego, incapaz de aportar más a partir de su quinta hora, de la propia atmósfera del mismo y de una serie de cuestiones que definitivamente empequeñecen más que ayudan al título. Todo esto no quita para que el juego merezca la pena y que se vea, a su manera, diferente a lo que solemos ver.


2 comentarios :

  1. O te estás volviendo blando o quejica, pero el caso es que he leído un análisis de un juego malo que se ha llevado una nota de juego bueno.
    Y como se que las notas las pones a conciencia, optaré por decantarme por la opción quejica

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es más la opción "se ha hablado por activa y por pasiva de las bondades de este juego y se han pasado por alto sus peros".

      Creo que mi nota refleja muy bien lo que sentí jugándolo, pero he preferido centrar el análisis en lo negativo como advertencia. Es un buen juego al que le hubiera dado incluso más puntuación si hubiera recortado en muchas cosas.

      Gracias por comentar! Nunca te lo agradezco lo suficiente <3.

      Eliminar